Mi nombre es Jericó y resido en madrid. Mi pasión hoy en día es la fotografía, aunque no siempre fue así. Desde que recuerdo, he tenido bastante interés en el arte, depequeño me pasaba el día dibujando todo lo que me rodeaba, lo que me llamaba la atención, paisajes, personas… Después, sin abandonar el dibujo, comencé a interesarme por la música y, finalmente, descubrí la fotografía.

Recuerdo ese día como uno de los más felices de mi vida, intentando recrear ilustraciones como las de Robert Doisneau, captando luces y sombras o simplemente recogiendo miradas y situaciones.

Hoy lo que más me gusta hacer es fotografía de retrato. Me encanta encontrarme con las personas y ser partícipe de lo que llevan dentro, por supuesto expresar esto es lo más complicado, pero a la vez es lo más gratificante. Mi lenguaje fotográfico siempre tiende a lo artístico, me gusta evocar sentimientos en mis fotografías, imaginarme una escena y plasmarla tal cual está en mi cabeza.

También me gusta mucho la fotografía de moda y aún sigo yendo con mi cámara analogica y voy fotografiando todo lo que me llama la atención. En el fondo es una herramienta muy potente para contar historias. Mis fuentes de inspiración vienen de todos los sitios, desde la pintura, el cine, la música y sobretodo la naturaleza. En ella he encontrado uncomplemento perfecto para retratar.

Mi equipo fotográfico actual se divide en dos

Por una parte, en el lado digital, tengo una Canon 6D Mark II. Me parece una cámara muy sencilla de usar porque casi todo lo veo en la pantalla pequeña que tiene al lado del disparador, además es de las más económicas en sistema full frame.

También, como obsesivo que soy de los colores, me encanta cómo consigue Canon gestionar el color. A la hora de editar esto es una ayuda, aunque reconozco que cada vez edito menos.

En el lado analógico tengo una Zenza Bronica ETRS, es una cámara de la cual estoy enamorado, más que de la canon. Lo primero por ser una cámara de formato medio y sacar unos negativos enormes que dan una calidad impresionante. También, aunque sea una cámara de medio formato, y ya de por sí es grande, es una de las más compactas que hay. Y finalmente porque es muy sencilla de usar.

Para la canon uso dos objetivos, el primero el Canon EF 70-200 F/2.8 IS III. Para primeros planos y detalles, también para fotografía de eventos o cuando el sujeto está muy lejos. Es bastante luminoso y tiene una calidad fuera de lo normal, de verdad, nada que envidiar a un objetivo fijo. El estabilizador de imagen es increíble.


También tengo el Sigma ART 50mm 1.4. Este objetivo es el que va siempre unido al cuerpo de la cámara, lo uso para retratar y básicamente para todo lo demás. Quien conoce la gama art de sigma no quiere otra cosa, es realmente una pasada. Para la Zenza Bronica, tengo dos objetivos, un Zenzanon PE 150mm 3.5 que en formato full frame sería como un 90mm. Lo uso para retratar básicamente.

Uso además un Zenzanon PE 75mm 2.8, que en full frame sería como un 50mm, más o menos. Lo uso cuando quiero recoger más información, es perfecto para fotografía street y también para fotografía de paisaje. Ambos objetivos son las versiones más actuales y en este formato de fotografía dan una calidad soberbia.

No soy de muchos accesorios, básicamente un flash Canon 600 EX-RT, lo uso para eventos cuando no me queda otra por condiciones de poca luz y un prisma de cristal que suelo usar en atardeceres para dibujar formas en el rostro de los modelos.

Web y redes sociales

Instagram: @jerico_chimeno
Portfolio Vogue: vogue.it
Portfolio Iconic Artist: jerico-chimeno-nunez