Soy Olga Poza y me dedico a la fotografía de moda. Se podría decir que mi proceso en la fotografía ha sido inverso a lo que debería ser el proceso natural. Yo estudié dirección de cine y mis inicios con una cámara de fotos fue para su uso en video.

Poco a poco fui probando y aprendiendo con mi 7D la fotografía fija de manera autodidacta hasta que un día me encontré con la oportunidad de lanzarme a la fotografía social que fue el punto clave de mi autoaprendizaje y lo que ha marcado una gran parte de mi estilo y manera de trabajar.


Además, recientemente he comenzado a sumergirme en la fotografía analógica. Hace dos años decidí especializarme en fotografía de moda a través de la escuela de Madrid Workshop Experience que, además del aprendizaje técnico, me aportó un abanico de contactos clave para impulsarme en esta nueva aventura.

Mi Primera cámara profesional fue aquella Canon 7D. Cuando adquirí esta cámara, las DSLR con video en HD eran una novedad y por aquel entonces yo me dedicaba al video y eran una buena opción y más accesibles económicamente que otras cámaras de video profesionales.

Con el tiempo fui completando mi equipo de objetivos y empecé a dirigirme más hacia la fotografía fija; una vez has completado tu mochila es difícil variar de marca, asíque mi siguiente cámara fue la Canon 6D mark II.

Desde hace poco siento la necesidad de dar otro paso y ver qué me ofrece Canon en cuanto a fotografía digital. Recientemente también he empezado a incluir en mis proyectos personales la Nikon FE (una analógica familiar) con la que estoy empezando a trastear y conocer el mundo analógico. La polaroid me divierte y me parece una cámara muy especial que suele acompañarme siempre.

Mis principales objetivos son el 50mm de Canon 1.4

; este es el objetivo que más utilizo para mi fotografía personal. El 24-70mm de Canon 2.8 suelo utilizarlo más para la fotografía profesional ya que es muy versátil y me siento más segura a la hora de confiar en la nitidez y el foco de este objetivo.

El 35mm de Canon F2 es una de mis opciones favoritas para video, eventos o espacios y también tengo un Canon 85mm F1.8 que suelo utilizar para retratos puntualmente.

Me gusta pensar antes en lo que voy a necesitar y llevar una mochila compacta con lo necesario. Estoy muy acostumbrada a trabajar siempre con ella encima y suelo moverme mucho. Seguro que siempre irán conmigo mi cámara, mi 50mm y mi 24-70.

Nunca faltarían tampoco mis 3 baterías y mi correa de cámara, no sabría trabajar sin ella, me muevo demasiado y sería un peligro no llevarla.

En mi mochila de cámara pocas veces llevo un tripode por esta misma razón. Me muevo demasiado a la hora de fotografíar y el trípode me limita demasiado; si lo utilizo es para algo muy concreto.

Web y redes sociales:

WEB: olgapoza.com
Instagram: @olga_poza