¿Qué trípode utilizan los fotógrafos profesionales?

En las entrevistas a los fotógrafos de naturaleza y paisaje nos encontramos con diferentes posturas respecto a la elección del trípode, a continuación, vamos a revisar qué nos han contado al respecto.

¿Ligereza o estabilidad?

La gran duda a la hora de elegir un trípode es la relación que existe entre la ligereza del mismo y la estabilidad, crucial en las largas exposiciones. Es por ello que muchos fotógrafos tienen dos modelos de trípode para según qué situaciones.


En el caso de Marcela Gonzalez, su trípode favorito es el Manfrotto Compact Action de aluminio. Es un trípode muy ligero y por tanto tiene el inconveniente de que no puede utilizarlo para hacer fotos desde dentro del agua como en la orilla del mar. Su otra opción es el Geekoto Travel de aluminio, que también es muy bueno para hacer fotografía de viajes, nos cuenta.

Adrian Ordieres nos dice: “mi trípode principal para las esperas en hide es un Manfrotto 055XPROB”. Un trípode que supera los 2kg de peso y que cuenta con una estabilidad y acabados muy interesantes. Sin duda una de las mejores opciones por su calidad.

El fotógrafo de naturaleza Jep Flaque nos contaba en su entrevista:

«Utilizo dos trípodes en función del tipo de fotografía o viaje que realizo. El que uso principalmente es un Benro de carbono que me aporta ligereza y robustez. Es importante aligerar peso en algunas travesías y mantener la seguridad y fiabilidad necesaria cuando el terreno es desigual o superficies como la arena, lodo… También me gusta el hecho que el trípode se pueda desarmar para limpiarlo después de terminar las sesiones fotográficas»

Al igual que Manfrotto, la firma Benro puede presumir de un amplio catálogo de trípodes con una muy buena relación calidad precio.

Un trípode Manfrotto 190, una Rótula  Manfrotto de bola MH057M0-RC4 y para viajes o cuando necesito llevar poco peso una Rótula Manfrotto 486RC2, nos decía Felix Capote.

Javier Martinez Moran utiliza el Rollei rocksolid Gamma de fibra de carbono y siempre lleva montada una rotula de bola pequeña y ligera.

Jaime Garces acompaña su cámara con el Sirui A-1205 y el Sirui N-2204X, que también su uso depende del tipo de salida que realice, pero jamás sale sin ninguno de ellos, en fotografía de paisajes es de uso obligatorio.

Para Josema Martín, el trípode y la rótula es algo muy importante para los fotógrafos de paisajes. Tiene un Benro Mach3 de Carbono y la rótula Sirui K-10. Hacen una pareja excepcional y aguanta sin problemas cualquier combinación de peso del equipo.

Asier Núñez usaba un Vanguard VEO 235AB pero se le quedaba corto de altura, por lo que cambió a su actual Rollei Allrounder de carbono. Tiene un precio más que asequible y unas características de altura y peso que lo convierten en una herramienta indispensable actualmente para sus salidas.

Daniel Viñé utiliza, para paisaje, un Rollei Lion Rock 25, un trípode de Carbono, robusto y de buena calidad. Le puedes quitar o poner la columna central. A veces en ciudad puede ser interesante si hay barandillas, quieres conseguir un punto más alto, etc.